fbpx

¿De Verdad quieres saber cómo lo estás haciendo?

Si identificas el estado en el que estas metida y del que estas alimentado tu vida y relaciones, podrás cuestionarte cómo cambiarlo si quieres hacerlo. Pero como ya sabes “el saber es la base del crecimiento”, y este conocimiento no es accesible sólo para las personas que han ido a la universidad, es para todas, ya que una parte está en tu interior y la otra la llevas en la mano o está sobre tu escritorio: internet.

Pero hoy nos vamos a centrar en tu Estado. ¿Qué significa? pues en cómo te posiciones ante la vida, ante lo que para ti son problemas, ya que estos son solo realidades tuyas.

En coaching identificamos 3 tipos de estado:

1. la Víctima

2. La avestruz

3. La Guerrera

Hoy te explico la primera con un ejemplo claro y además te voy a dar un ejercicio para que si usas este estado encuentres la manera de empezar a bloquerlo.

VICTIMA es una mujer que quiere cambiar de trabajo pero justifica su falta de acción “culpando” a su edad, su formación, la tasa de desempleo…y lo que le han dicho los familiares, vecinos y amigos. En este caso no harás nada para cambiar, te estarás quejando continuamente, vivirás asqueada y además culparas a todas las circunstancias externas que tú vivas infeliz con tu trabajo, sensación que si no solucionas se va a extender al resto de áreas de tu vida…NO LO DUDES. En definitiva, la Eterna “Pobrecita”

En caso de Identificarte como “Victima” es muy importante que sepas cual es una de sus consecuencias negativas en tus relaciones más queridas y cercanas: tus [email protected] y tu pareja.

En el momento que tu te posicionas en éste estado estás creando una dependencia hacia ellos, y esto no es solamente nocivo para ti, que lo es evidentemente, sino para ellos porque les estás cargando con una responsabilidad que no deberían tener.

Empecemos por tus [email protected] Les generas un rol que no les toca, y es el de cuidar de ti desde pequeños, ya que te ven tan dependiente del mundo y de la compasión que buscas “hay pobrecita” que los papeles se giran, ellos se sienten con la obligación de estar pendientes de ti y compadecerte continuamente para darte la razón. Tienen miedo de que si no lo hacen puedas estar más triste, quejarte más…y esa es una responsabilidad con la que cargan. La respuesta de ellos pueden ser 2:

  1. Sentirse imprescindibles para que puedas estar medianamente bien, o sea, que tu estado no empeore, seguirte la corriente y tener ese sentimiento de que deben cuidarte y hacer todo lo que tu digas.
  2. Irse bien lejos en cuanto puedan porque no entienden tu Inacción ni quieren convertirse en lo mismo que tú.

Ahora que ya sabes en que consiste y uno de los efectos nocivos en tu familia, sería interesante que te quedes pensando en si tú te reconoces en el estado de Víctima…y si es así, pregúntate:

1. ¿Cuánto tiempo llevo así?

2. ¿Por qué me he “acomodado” en este estado?

3. ¿Cuales son las justificaciones que me estoy dando?

4. ¿Son 100% verdad estas justificaciones?

5. ¿Qué me aporta pensar como lo estoy haciendo?

6. ¿Cómo viviría si no lo pensará?

Si realmente quieres hacer un cambio en tu vida….trabaja en ella conscientemente…Deja de actuar en automático y dar todo como cierto, y haz que todo se mueva, es realmente liberador y muy muy sano para ti.

Pero, mujer, sobretodo, no te culpabilices. Este estado los adoptado incoscientemente para intentar cubrir la necesidad humana de amor o importancia de la única manera que has encontrado. Seguro que si hacemos un trabajo profundo en tu VIDA encontramos Heridas por Sanar que te están provocando comportarte así. Lo importante cuando te identificas es saber de donde proviene esta necesidad, sanarla, reprogramarla y pasar a ser una Guerrera.

Te veo en la siguiente Publicación, donde te hablaré de la AVESTRUZ.

Comparte:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Más entradas

Envíame un mensaje

Valoro mucho tu privacidad y guardaré muy bien tus datos, vaya como si fuesen míos, y tranquila nada de spam, a mi tampoco me gusta. Solo los usaré para contestarte en caso de que sea necesario.

Sígueme en las redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *